12 sept. 2007

Publicado por Paloma G.L 12.9.07

Psicologia Evolutiva


En el momento del nacimiento, el niño dispone de una serie de conductas reflejas, como succionar, llorar, estornudar etc. A partir de ahí se van a ir produciendo por diferenciación otras conductas mas complejas a las que se denominan ESQUEMAS, que son las unidades básicas de la actividad mental.

Este proceso de diferenciación es el resultado de la ADAPTACIÓN del organismo al medio, adaptación que le permite sobrevivir cuando cambian las condiciones ambientales.
La adaptación es un proceso biológico general, que tiene dos aspectos:

La
ACOMODACIÓN y la ASIMILACIÓN. Así la adaptación psicológica prolonga la adaptación biológica.

Los niños como todos los seres vivos, actúan para restablecer el equilibrio cuando éste se rompe y para ello realizan distintas actividades, aplican esquemas que, en contacto con la situación nueva, se modifican dando lugar a nuevos esquemas.

A lo largo del desarrollo, el proceso de formación es siempre el mismo, pero los esquemas varían continuamente durante toda la vida.

Resulta conveniente dividir el desarrollo en etapas según el tipo de esquemas que existen, y el modo de resolver los problemas que se utiliza, y que va variando a lo largo de la vida.

La adaptación no es un proceso pasivo, sino activo, lo cual quiere decir que el organismo, al adaptarse, se está modificando, pero, a su vez modifica el medio.

La adaptación nunca es solo una modificación del organismo o una sumisión de éste al medio, ya sea natural o social, sino que hay, a su vez, una modificación de ese medio en mayor o menor grado.

En un proceso adaptativo podemos distinguir dos aspectos, que de hecho, son indisociables, es decir, que los distinguimos para clarificar las cosas, pero teniendo presente que no pueden darse el uno sin el otro. Por un lado, podemos hablar de:
ASIMILACIÓN, o incorporación del medio al organismo.

ACOMODACIÓN que supone una modificación del organismo por efecto de la influencia del medio. La adaptación es entonces una modificación del organismo en función del medio, que favorece la conservación del organismo.

Otros conceptos:

Esquema: Sucesión de acciones que tienen una organización y que son susceptibles de repetirse en situaciones semejantes.

Etapa sensorio-motora: Se caracteriza por las
REACCIONES CIRCULARES: repetición de una conducta que tiende a conservarse y perfeccionarse.

-Reacciones Circulares Primarias: Acciones que se producen de una forma fortuita y que el niño tiende a reproducir. El interés esta centrado en el propio sujeto que realiza la acción (La mano del niño se sitúa accidentalmente en su boca y éste empieza a succionarla. Es algo que se ha producido al azar pero que va a tender a repetirse, intentando primero el niño hacer esfuerzos por conservar la mano dentro de la boca, y cuando se encuentra fuera por dirigirla hacia allí.
-Reacciones circulares secundarias. Tienden a conservar acciones centradas no sobre el sujeto sino sobre el medio. (El niño agita un sonajero y produce un sonido y vuelve a agitarlo para que se produzca el resultado nuevamente, y así muchas veces.)
-Reacciones circulares terciarias. Se refiere también a resultados que se producen en el medio, pero el sujeto los repite introduciendo modificaciones en ellos. (El niño golpea sobre el colchón de su cuna y el objeto que está al lado salta para arriba, entonces modifica los golpes acercándolos o alejándolos del objeto y observa qué es lo que sucede. Se intenta conservar el resultado pero introduciendo modificaciones para ver que es lo que sucede.

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada